Si necesitas ayuda a la hora de instalar en antivirus Kaspersky, aquí tienes una guía completa de cómo instalarlo correctamente en pocos minutos.

Índice sobre instalar Kaspersky:

Kaspersky es una de las mejores opciones a la hora de instalar un antivirus poderoso y de gran versatilidad, para mantener a nuestros equipos libres de software o código malicioso y estar protegidos de ataques informáticos.

Entra las principales características de esta poderosa herramienta de seguridad informática destaca su facilidad de instalación, frente a otras opciones del mercado. A continuación, te traemos una guía paso a paso para que puedas instalar con éxito este estupendo antivirus en tu ordenador.

Requisitos mínimos del antivirus Kaspersky

Como en la mayoría de los programas de importancia, Kaspersky requiere unos pasos previos antes de proceder a la instalación del antivirus en tu ordenador o dispositivo móvil. Lo primero que debes hacer es comprobar que el equipo en donde lo vas a instalar cumple con los requerimientos del sistema. Estos requisitos son los siguientes:

  • 920 MB de espacio libre en el disco duro.
  • Conexión a internet.
  • .Net Framework 4.0 o superior.
  • Microsoft Windows Installer 3.0 o superior.
  • Procesador Intel Atom 1.6 GHz o superior.
  • 1 GB de RAM.
  • Tarjeta de video de 64 MB como mínimo.
  • Resolución de pantalla 1024×600.

Una vez verificados estos requerimientos, debes asegurarte que no exista otro producto de seguridad informática instalado en el equipo, para evitar interferencias o una incorrecta instalación del software. Asimismo, antes de realizar la instalación debes asegurarte que no exista software incompatible con Kaspersky. Finalmente, es necesario cerrar cualquier otra aplicación que se esté ejecutando antes de iniciar la instalación. Ahora, ya estás listo para iniciar todo el proceso.

Pasos para instalar Kaspersky en tu equipo

  1. El primer paso, es descargar el archivo de instalación, para ello debemos visitar Kaspersky y descargar la prueba gratuita de la versión que mas se adapte a tus necesidades. Una vez descargado en el equipo en donde deseamos instalarlo, hay que hacer doble clic sobre éste para iniciar el proceso de instalación. Se abrirá la ventana de presentación del proceso de instalación en donde debemos hacer clic en el botón “Continuar” para aceptar las condiciones y términos de la licencia. Seleccionamos “Aceptar” para continuar con el proceso de instalación. A continuación, hacemos clic en el botón “Instalar” que se encuentra en la parte inferior de la ventana.
  2. Seguidamente, se abrirá una ventana del sistema Windows que nos preguntará si estamos de acuerdo en que el programa cambie la configuración del sistema. Indicamos “Sí” para continuar la instalación. Luego, hay que aceptar los parámetros recomendados y hacer clic en el botón “Aplicar”.
    Inmediatamente, se iniciará el proceso de instalación que tardará unos minutos. Una vez finalizado, se mostrará la ventana de finalización del proceso de instalación en donde se indica que la aplicación se ha instalado correctamente. Hacemos clic en el botón “Terminar”.
  3. Una vez finalizado todo, se abrirá la interfaz de usuario de Kaspersky. A continuación, podemos hacer clic en el botón “Continuar” para tener una vista rápida de todas las funcionalidades del producto. Una vez hecho esto, realizamos la activación del producto. Para ello, es necesario tener una conexión a internet y asegurarnos que la fecha del sistema esté correcta.
  4. Luego, nos dirigimos a la ventana de activación e introducimos el código suministrado en la compra de la licencia, y hacemos clic en el botón “Activar”. Con este último paso quedará completamente activo el producto para disfrutar de cada uno de sus beneficios. Si es una versión de prueba, debemos indicar que estamos utilizando una evaluación de 30 días.

¿Qué hacer después de instalar Kaspersky?

Una vez instalado el antivirus, debemos actualizar la base de datos de software malicioso, así como también, comprobar el estado de seguridad del equipo utilizando las herramientas de Kaspersky. Una vez hecho esto, es momento de realizar el primer análisis completo del equipo (este análisis puede tardar varios minutos) para garantizar que nuestro dispositivo esté completamente libre de malware.